Instrumento de recuperación «Next Generation EU»

Instrumento de recuperación «Next Generation EU

Para dotar a la UE de los medios necesarios para hacer frente a los desafíos planteados por la pandemia de COVID-19, se autorizará a la Comisión Europea a contraer empréstitos en nombre de la Unión en los mercados de capitales por un importe máximo de 750 000 millones de euros a precios de 2018.

La UE utilizará los empréstitos contraídos con el único fin de hacer frente a las consecuencias de la crisis de COVID-19, a través del instrumento de recuperación «Next Generation EU». Se prevé un plazo de reembolso hasta el 31 de diciembre de 2058.

«Next Generation EU» se canalizará a través de siete programas en forma de préstamos (360 000 millones de euros) y de subvenciones (390 000 millones de euros):

  • Mecanismo de Recuperación y Resiliencia: 672 500 millones de euros,
  • REACT-EU: 47 500 millones de euros,
  • Horizonte Europa: 5 000 millones de euros,
  • InvestEU: 5 600 millones de euros,
  • Desarrollo rural: 7 500 millones de euros,
  • Fondo de Transición Justa: 10 000 millones de euros,
  • RescEU: 1 900 millones de euros.

Los compromisos jurídicos se contraerán a más tardar el 31 de diciembre de 2023. Los pagos correspondientes se harán a más tardar el 31 de diciembre de 2026.

El nuevo Mecanismo de Recuperación y Resiliencia supone el grueso de «Next Generation EU»: cerca del 90 % de la dotación total.

El Mecanismo, de 672 500 millones de euros, se desembolsará como sigue:

  • préstamos: 360 000 millones de euros,
  • subvenciones: 312 500 millones de euros.

En el caso de las subvenciones, el 70 % se comprometerá en los años 2021 y 2022, con arreglo a los siguientes criterios:

  • desempleo 2015-2019,
  • PIB per cápita inverso,
  • porcentaje de la población.

El 30 % restante se comprometerá enteramente a finales de 2023, con arreglo a los siguientes criterios:

  • pérdida del PIB real registrada durante 2020,
  • pérdida acumulada del PIB real registrada durante 2020-2021,
  • PIB per cápita inverso,
  • porcentaje de la población.

Los Estados miembros elaborarán planes nacionales de recuperación y resiliencia que expongan sus programas de reformas e inversiones para el periodo 2021-2023. Los planes se revisarán y adaptarán según proceda en 2022 para tener en cuenta la asignación definitiva de fondos correspondiente a 2023.

La Comisión evaluará los planes de recuperación y resiliencia en un plazo de dos meses a partir de su presentación sobre la base de un conjunto de criterios, entre ellos:

  • coherencia con las recomendaciones específicas por país del Semestre Europeo,
  • refuerzo del potencial de crecimiento, la creación de empleo y la resiliencia económica y social del Estado miembro,
  • contribución efectiva a la transición ecológica y digital.

El Consejo, por mayoría cualificada y a propuesta de la Comisión, aprobará la evaluación de los planes de recuperación y resiliencia.

 

Fuente: https://www.consilium.europa.eu/es/policies/eu-recovery-plan/

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar